lunes, 28 de mayo de 2007

LA VOZ RUBIA

"Dentro de mi sueño
dentro de lo más pequeño..."
(Tiza)


Dentro de tu sueño
dentro de tu mano
o de tus ojos verdes
que se vuelven ceniza
cuando el sol
de quemar el aire
se evapora

dentro de tu cuerpo
donde no estoy
o de tu voz precisa
recupero el acorde
me reitero en mis ganas
de quererte
y salgo a buscarte
a la almohada

dentro del tiempo
que no me compartes
bajo el aguacero
de otra voz
la de una mujer
que mira desde
detrás de sus pupilas
y te cuenta
de un fado madrileño
o un amor que robar

dentro de tu boca
que añoro
dentro tan dentro
que me hagas añicos
hasta el aire que consumo

9 comentarios:

Lola dijo...

Carmeeeeeeeeeen... ole ole... mil besos!!!

Tiza dijo...

ohú...niña...

ana dijo...

Se puede estar tan dentro y tan aparentemente fuera... que de no estar realmente en ningun sitio, "se hace añicos hasta el aire que consumes".
Un poema precioso. Muy poco esperado. Original.

Besitos :)

Menchu dijo...

Dentro de un sueño
dentro de mi cuerpo
dentro del tiempo
dentro de mi boca
tan tan adentro
que no a veces
cuesta salir..
fuera de un suspiro
fuera de una ilusión
fuera de un recuerdo
fuera de una mirada....

Lara dijo...

"que se vuelven ceniza
cuando el sol
de quemar el aire
se evapora"

(Te estoy viendo en los posos del fondo del pasillo, agachada sobre el agua, con el corazón leve.)

Lara dijo...

Bueno, y vaya título.

Anónimo dijo...

Sale la genialidad y campa a sus anchas, mostrando a propios y extraños la calidad de, ésa, tu alma.

Siempre.

robel dijo...

Carmencita guapa;

qué hermoso poema

(parece un fado gaditano con acento de Huelva)

(más o menos)

gracias.

NáN dijo...

Ya quiero verte danzar como los balineses en días de fiesta.

Que la dulzura de la tristeza deje paso a la vibración del sol en la arena.

Mientras tanto, puedo seguir leyendo tus poemas, tan bellos.

Que no busques la vida y la encuentres.