jueves, 23 de octubre de 2008

SUPERVIVENCIA

¿Será verdad que para sobrevivir hay que matar, que es mejor no creer para no desengañarte, que es mejor no sentir para no sufrir?

¿Será verdad?

20 comentarios:

Mega dijo...

Para sobrevivivir basta sobrevivir (y no pretendo hacer un chiste malo). Supongo que la urgencia de cada elección depende de cómo y dónde nos encontremos.

Un abrazo, poeta ;-)

ETDN dijo...

No, Carmen, no es verdad.

Merece la pena sentir, aunque se sufra. Y creer, aunque nos desengañemos después (que no siempre).

La supervivencia endurece. Y eso tampoco es malo. Es la vida, sin más. Y la vida es de los valientes.

besote

Microalgo dijo...

Yo soy más de simbiosis. Buen rollito de fondo, y esas cosas. Pero es que soy fotosintético, y los organismos así rara vez matamos a alguien...

Peor de vez en cuando se da, no se crean. Que platas carnívoras, haberlas, haylas.

Microalgo dijo...

(Sustitúyase "peor" por "pero", si'l vous plaît).

Arwen dijo...

Y -ya que estamos- sustituya también "plata" por "planta". Hasta donde yo sé, la plata no come carne, aunque no se descarta.
Y, Marmenmoreno, veo que sigue usté tan alegre como siempre... Me encanta, para sobrevivir y ser feliz es vital ser fiel a una misma... Ejem...

Enana. dijo...

Si es que, para sobrevivir sólo hace falta respirar... Claro, que también hay que valorar hasta qué punto merece la pena.

Dicen que es mejor haber amado y haber pedido que no haber amado nunca... y que hay que arriesgar para ganar... y que hay que confiar, cerrar los ojos y, más de una vez, tirarnos al vacío... Psé... habría que preguntarle al corazón si realmente puede recomponerse una vez más.

Un chiste a para reflejar mejor lo que quiero decir.

Un paracaidista queda enganchado en una rama a 600 metros del suelo. Grita: -¿Hay alguien?
Y Dios responde: Hijo mío, déjate caer y un ejército de ángeles bajará para sujetarte y posarte en el suelo. A lo que el paracaidista responde: -¿Hay alguien más?

(que mala soy con esto de los chistes)

Besos, Carmen.

zöe dijo...

hola Dama
le he dejado un regalito....

Juanjo Merapalabra dijo...

Pues no sé si será verdad Carmen, yo llevo muriendo desde que nací. Además yo prefiero sobreescribirme que sobrevivirme, o sobremorirme. Bueno que para sobre el que forma una cama bien hecha con sábanas oliendo a limpio y dirección a sueños felices y reparadores nº 44. En fin.

Anónimo dijo...

winsta dijo...
Pues es posible, Carmen, es posible.
Pero me apunto a vivir. Con sus riesgos. Con todas sus consecuencias.
En la vida, como en todo, mejor calidad que cantidad.
Estoy recordando el chiste del que va al médico y le prohiben un montón de cosas y él dice algo así como que menudo agobio vivir ese montón de años que le auguran sin todo aquello que le gusta.
Pero, como todos, yo también he optado por la supervivencia cuando las cosas se han puesto mal.
Así que... depende, todo depende.
Besos.

Rachel dijo...

(prefiero vivir a sobrevivir)

(Sobrevivir tiene un toque de agonía y lucha, de enfrentamiento que tal vez no nos deje disfrutar de las pequeñas cosas. Del azul polar que tiene el cielo estos días)

Ana Rodríguez Callealta dijo...

Nadie dijo el dolor no fuese un sentimiento.

Un beso :)

carmen moreno dijo...

No me sean, hagánme el favor. Veamos, claro que es mejor vivir que sobrevivir (por cierto, me ha encantado el chiste enana), y que el sufrimiento es un sentimiento, eso no lo estoy poniendo en duda, pero no es eso lo que pregunto.

Es como si les digo ¿quieren más a papá o a mamá? y uno de ustedes me dice: "la tita es la que más regalos me hace". Ah, no, no, eso en mi pueblo se llama salirse por la tangente y no hablaré de los senos y cosenos porque ... yo qué sé.

Nota para Arwen: estoy alegre, sí.

Nota para Zoe: aaaayyyy, gracias.

Cabiria Fernandez dijo...

Creo que es una buena forma de morir en vida, la vida comporta decepción y sufrimiento, pero eso forma parte de nuestro aprendizaje.

Kika... dijo...

Cuando era pequeña, recuerdo que tenía un libro en el que un gato sostenía un pájaro entre sus dientes. Bajo la ilustración, la frase "algunos deben morir para que otros sobrevivan".

Siempre me he negado a pensar que eso sea verdad.

Y yo siento, y creo, y eso me hace estar viva. Aunque a veces me parezca que las vísceras me van a estallar. Diez veces al día rezo para anestesiarme, y al segundo siguiente me arrepiento.

muchos besos
mucha magia
K

NáN dijo...

Hay un tiempo para todo. Pero de ese tiempo que dices hay que salir huyendo como gato escaldado.

Cuando los vientos sean propicios. Porque si no, ni a modo.

aroa dijo...

no
y punto.

¡hala!

vivir sin creer, sin sentir es matarse, sobrematarse

Lucy dijo...

La necesidad hace el uso.
Hay veces que sí, para sobrevivir, morir, o matar. (Hablo de animales, eh, se me entienda)
Pienso que sí, que merece la pena sentir, siempre.
Un beso

MARIO ALONSO dijo...

No, no es verdad, jamás.

Matar... prohibido.

No creer es perder la fe... ¿a dónde vamos así? De los desenaños se aprende, se sacan conclusiones, salimos fortalecidos...

Y no sentir... sencillamente me parece imposible. Nos deshumanizaría, perdería todo el sentido...

Un saludo.

Microalgo dijo...

Hey!

¿No se peude comentar el post de Marwan?

Migue Gómez dijo...

Y si la vida se llena de contrastes, de oposiciones, y si para aprender a sentir antes hay que aprender a sufrir y aprender a disfrutar… hay que saber perder para saber ganar y todo queda en el intento de hacernos felices, en el intento de ser felices…